Ecos de sociedad: Presentacion de " El hombre que mató a Durruti"

Este viernes 19 de noviembre tuvo lugar la presentación oficial de la obra: "El hombre que mató a Durruti", editada por ALADENA, escrita por D. Pedro de Paz y puesta en escena por D. Jorge Díaz. El acto se celebró en la conocida librería “Estudio Escarlata” situada en la calle Guzmán el bueno 46 ,de Madrid.

El día, en la capital, aparte de estar como es habitual plagado de estrés, porque en Madrid, “to” dios corre, - y una que baja de la sierra a otro ritmo más pausadito le cuesta tomar posiciones- , el día, como digo, era gris y apuntaba maneras de invierno: de agua a cántaros, marquesinas llenas, paraguas abiertos y taxis en busca y captura; pero no llovió. Eso sí, doy fe de que hacía un frío que pelaba las barbas de “to quisqui”. De todos menos de los que asistíamos a la presentación esperadísima de la obra que “apadrinó” Jorge Díaz de una manera, digamos, magistral. Cuando digo magistral me refiero a que su presentación lejos de ser la clásica que te pone la cabeza como la de la niña del exorcista, fue enriquecedora, ligera en el verbo y exenta de verborrea. Lo justo y preciso, expuesto de una forma cercana a los escritores y lectores que allí nos congregábamos y puntillosa en los aspectos que todos queríamos escuchar. Jorge Díaz, dio muestras evidentes, aunque algunos ya lo sabíamos, de conocer muy bien tanto al personaje del que habla la novela de Pedro de Paz, como  la novela y al escritor. Todo esto estuvo aderezado con unos toques precisos que a todos nos hicieron la boca agua, como cuando uno toma un buen postre después de una buena comida, ya que muchos ya habíamos tomado esa comida: la novela de Pedro de Paz, e íbamos buscando la copa y el postre literario: y eso fue lo que encontramos.

     Después de entrar en calor, de que el aforo, completo, que llenaba la librería de arriba a bajo, sótano incluido, y disfrutásemos de la puesta en escena del trabajo de Pedro de Paz, Doña Begona Manzana, venida desde México junto a su hijo exclusivamente para el evento, nos fue presentada y tomó la palabra, contándonos anécdotas e instantes impagables que vivió con su padre, el sargento Manzana; testigo de excepción de los hechos narrados en la obra  y en los que se basa dicha novela. Compartió con los asistentes datos de la vida de su padre en su exilio en México, que bien podían construir la trama de una gran novela llena, no solo del suspense y la intriga más apasionante del exilio de muchos españoles en México, sino también estar rodeada de costumbrismo y realidad mágica, una realidad mágica aderezada con los hábitos y costumbres que el sargento Manzana, su progenitor, impregnaba de las reminiscencias de su pasado militar y español; algo que, sin lugar a dudas marcó su carácter marcial. Como lo hacen todas las guerras pero mucho más las guerras entre hermanos: las civiles. 

     Tuve la suerte de poder charlar con ella unos minutos y hacerle algunas preguntas personales, muy personales, a las que, Doña Begoña, contestó con exquisita dulzura y amabilidad. Sin lugar a dudas, es de agradecerle a ella y a su hijo la asistencia al acto y a Pedro de Paz, el autor de “El hombre que mató a Durruti” que pusiera tanto empeño en acercarnos a un personaje tan importante en esta historia como Doña Begoña Manzana, la hija del sargento Manzana, el hombre que supo mejor que nadie qué sucedió aquel fatídico 19 de noviembre del 36.
     Concluida la presentación, los dueños de la librería Estudio Escarlata, dieron un cóctel a los asistentes. Entonces, escritores, periodistas y lectores nos dimos a lo que suele gustarnos más: hablar de todo un poco.   
     Por el lugar, entre otros, pude ver al incombustible Armando Rodera- que se ha convertido en toda una referencia en estos actos madrileños-, y su bellisima chica, Paco Gómez Escribano a punto de publicar su nueva obra, David G. Panadero, Lorenzo Rodríguez, José Luís Muñoz. Eso sí, debo confesar que a pesar de que el público en su mayoría era masculino, las más guapas éramos las chicas allí presentes y la novela de Pedro de Paz, que también es mujer y guapa, muy guapa.

Pedro de Paz 

     En resumen, una presentación de las que uno se lleva un muy buen sabor de boca.

Antonia J Corrales

















5 comentarios:

Pedro de Paz dijo...

Gracias, Antonia. Lo importante del acto -aparte de que saliera redondo como salió- fue verme rodeado en ese momento tan especial de buenos amigos. Me alegró mucho que pudiéseis asistir.

Besos,
Pedro

Antonia J. Corrales dijo...

Gracias a ti, Pedro. Y no olvides que aparte de la amistad, somos tus lectores, y de eso es de lo que disfrutamos el viernes.

Paco Gómez Escribano dijo...

Muy buena crónica, Antonia. Lo cierto es que lo pasamos muy bien. Sólo nos faltó charlar un rato a ti y a mí. A la próxima. Un beso.

Antonia J. Corrales dijo...

Gracias, Paco. Sí, nos faltó, pero para la próxima, quizás la tuya, estamos emplazadísimos.
Un beso grande

Armando Rodera dijo...

Estupenda crónica, Antonia, de una interesantísima tarde literaria de la que pudimos disfrutar con todos vosotros. Y como no, felicitar de nuevo a Pedro por la presentación y el éxito cosechado.

Para la siguiente también intentaremos charlar con más calma, ya sabes.

Un abrazo y feliz semana.